El lenguaje de las construcciones

Yo creía que Surian era una palabra q procedia del persa: سوریان, una ciudad del actual Iran. Ayer conocí a SURYAN, todo un”ingeniero intergaláctico” que construye plataformas inmensas que giran, vuelan, se deslizan y dan soporte a increíbles naves solares (en la India Suryan se asocia a”Solar”), que cruzan el universo buscando nuevos mundos que habitar. Y es que, incluso si este niño de 6 años adora el mundo en el que vive, -Formentera-, una isla cercana y desconocida, plena de naturaleza; yendo a una escuela en medio del bosque y bañándose en el mar incluso en otoño… Suryan, sin necesidad de tele, sigue soñando con lo que hay”fuera”, y sobre todo, con lo que podría haber, de modo infinito… Enlaza palabras y significados en sus construcciones y recrea esos otros mundos que cuando yo fui niña también ensamblé con mis hermanos, esos universos para los que en lo cotidiano no tengo, no tenemos tiempo, y para los que agradezco un”paréntesis” que me permite recuperarlos y reconocerme en el juego.

Nave interplanetaria. Foto propia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *